viernes, 5 de diciembre de 2014

CARTAS A MIS HIJOS (II)



Cartas a mis hijos
Por Expósito Sailor
expositosailor@megasur.net

Barbate a 17 de octubre de 2014

Queridos hijos:

Hijo mayor y viajero, supongo que no te habrás enterado de la dimisión del ministro de justicia, sí hombre uno con pinta de enrollaito, con gafas quevedescas y cejas excesivamente pobladas. Sí, ese. Gallardón. Claro, es que como tú estás todo el día metido en el sudeste asiático, no sabía cómo explicártelo. ¡Ea! Pues ahí tienes al tío, para que luego digan que en este país no dimite nadie. Creo que este señor tiene plaza de juez en Cádiz y que este verano estuvo purificándose en las aguas de la Caleta, tirarse de la piera pico, creo que era demasiado osado para él, aunque más riesgo supone comerse una ración de ensaladilla en “Las Palomas” y creo que repitió. El hombre no es mu de fútbol, pero se tragó un par de partidos del Trofeo y por la noche en las barbacoas hizo amistad con un prejubilado de astilleros. Según tengo entendido, dicen que el prejubilado le estuvo explicando al todavía ministro que él se prejubiló por sordo, aunque en realidad lo exageró y que ahora que no trabaja, que es como si hubiera dimitido, gana más que trabajando. Sí, ya sé que parece increíble, pero es cierto. Hijo, yo creo que Gallardón se ha hecho gaditano, y me pongo contigo lo que tú quieras, que el año que viene en carnavales saca un romancero por las calles de Cádiz. ¡Pa arbortarse!

El pueblo en estas fechas se ha quedado cortito de jóvenes. No hay ni para llenar un bar, cuanto más para una botellona. Los más jóvenes que aún están estudiando se reparten por las universidades de Cádiz, Puerto Real, Sevilla, Córdoba, Salamanca o Madrid. Los que todavía son jóvenes, pero han acabado sus respectivas carreras, se reparten por Francia, Reino Unido, Alemania, Italia y hasta Sudamérica, como tu primo que está en Santo Domingo de Chile. Son jóvenes que intentan con su trabajo y esfuerzo diario, recuperar la maltrecha economía mundial. Nada de chauvinismo ni de catetismo. El soñador de tu hermano, ya que nunca se levanta antes de las doce del mediodía, también se ha ido a estudiar, pero como bien sabes, él no es tan viajero como tú. Así que ha elegido para cursar sus estudios universitarios la trimilenaria, lúdica y sapientísima ciudad de Cádiz. Para él Sevilla es el extranjero. En la calle Pericón de Cádiz concretamente. ¡También se ha ido el tío a vivir a Cortadura! Se cae por el balcón y aparece en el Mora.

Por cierto, feliz cumpleaños a los dos, a ti porque naciste el 11 de octubre y a tu hermano porque nació el día 10 del mismo mes, nueve años más tarde. Recuerdo cuando celebrábamos juntos los dos cumpleaños. ¡No era por economía cojones! ¡Qué siempre estás igual! De parte de tu madre que tengas cuidado con los cocodrilos en la selva de Camboya y con los tubos de escape de las motos en Phnom Penh. A mí no me preguntes. Yo que sé. Pregúntale a tu madre, que yo creo que se conoce el sudestes asiático mejor que tú. En fin, este cumpleaños lo celebraremos tu madre y yo solos, porque tu hermano se va este puente a Salamanca a casa de un amigo. Lo que me faltaba: soñador y aventurero.

Besos 

No hay comentarios: